Una mujer fue detenida luego de asesinar a un hombre que se negó a darle un beso, los dos estaban en una reunión cuando la mujer le pidió un beso y él se negó.

La mujer detenida es identificada como Claudia Resendiz-Flores, de 28 años, se habría mudado recientemente con James Jones y su novia a un departamento ubicado en el complejo Preserve at Woodfield, en el condado de Cook.

El pasado jueves 14 de octubre, mientras los tres se encontraban bebiendo, de acuerdo a información de las autoridades recuperada por el medio Chicago Sun Times, Claudia le pidió un beso a Jones, pero este se negó.

En su lugar, se dirigió a su novia para darle un beso y no a la mujer, es ahí donde se enfurece Claudia.

Tras el rechazó de James, Resendiz-Flores le exigió de nueva cuenta al hombre que la besara, pero él volvió a decir que no, causando un mayor enojo en la mujer, quien tomó una pistola que estaba en el sofá y le apuntó al hombre.

Mujer le disparó a un hombre por no darle un beso frente a su novia

Al ver que Claudia quitó el seguro del arma y colocó su dedo sobre el gatillo, Jones trató de empujar la pistola hacia abajo, iniciando un forcejeo. Ella terminó por levantar los brazos y le disparó en el pecho una vez, provocando la muerte.

Tras el ataque, la novia de Jones llamó al 911 para pedir asistencia médica. En el lugar de los hechos los policías encontraron el arma homicida, por lo que Resendiz-Flores fue detenida. Posteriormente habría aceptado su culpabilidad y fue acusada de asesinato en primer grado.

Por su parte, la defensora pública Courtney Smallwood, quien tomó el caso de la mujer, negó que su cliente viviera con la pareja y señaló que es la única que se encarga de cuidar a sus tres hijos, ya que se encuentra separada de su esposo.

El juez del caso ordenó que Claudia permaneciera detenida sin derecho a fianza.

La noticia se viralizó en las redes sociales, donde muchos internautas comentan que no la dejen libre hasta que pague el crimen.