Por Ronaldo De León

El Salvador. El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, dijo el pasado miércoles que la vacuna contra el COVID-19 podría comenzar a aplicarse en el primer trimestre del 2021 en su país, mencionando también que sería de forma gratuita, universal pero voluntaria para todos los ciudadanos.

Bukele también mencionó que el laboratorio AstraZeneca, que desarrolla la vacuna junto a la Universidad de Oxford, suministrará un lote de dos millones de dosis para El Salvador.

Por medio de un comunicado el Gobierno explicó que los niños y las mujeres embarazadas no serían vacunados, por estar contraindicado.

El mandatario pidió también a la población seguir aplicando las medidas de higiene y distanciamiento social para evitar el contagio, mientras llegan las vacunas.

Esta es una luz al final del túnel”, consideró el presidente. Además, reveló que el país tiene un acuerdo para adquirir otros tres tipos de vacunas, aunque aclaró que las personas no podrán elegir cuál aplicarse. “Si quiere puede esperar y no ponérsela. Vamos a utilizar las vacunas que vayan llegando”, manifestó Bukele.