Tres personas ingresan con armas de alto calibre en el preventivo de la zona 18, los guardias de seguridad los detuvieron.

Minutos más tarde los empleados del preventivo recibieron una llamada de altos funcionarios donde exigen liberar a las personas que ingresaban el armamento.

De acuerdo con el testimonio, el personal de turno del Preventivo retuvo a las personas que pretendían ingresar el armamento, pero recibieron llamadas telefónicas de altos funcionarios de gobierno que ordenaron la liberación inmediata de los detenidos bajo amenazas de graves consecuencias si se consignaba a los sujetos.

Según la llamada telefónica la llamada lleva amenazas para los de seguridad del preventivo, “Si no dejan entrar a las personas les va ir muy mal” Dijeron.

La meta de las personas que llevan las armas es asesinar a los reos que saben quiénes son los responsables de dar muerte al activista Frank Ramazzini.

Los de seguridad de inmediato liberaron a las personas para ingresar a la cárcel, ahora varios reos están en peligro porque los asesinos ya están en la cárcel.