San Pedro Ayampuc, Guatemala. Una tumba fue totalmente destrozada en el cementerio de San Pedro Ayampuc, durante la madrugada de este lunes.

Según reportes, se robaron los restos de la mujer que fue sepultada hace diez meses en dicho lugar.

Por su parte, las personas encargadas del cementerio se percataron de lo ocurrido al ver un enorme agujero de donde sacaron los restos. Lamentablemente en Guatemala ya no hay respeto para los difuntos.

«Lastimosamente no hacen esto con buenas intenciones ya que los utilizan para hacer brujería» aseguran.

De acuerdo a las publicaciones, ya se inicia una investigación al respecto para dar con los responsables de este hecho.

Fuente:
-elhit.com