Luego de haber terminado una relación que duró más de 12 años con un hombre, Laura le dice a sus familiares que si no encuentra su alma gemela cuando llegara a los 40 años se casaría con ella misma.

Luego de que cumpliera los 40 años Laura decide casarse con ella misma, la boda fue como cualquier boda tradicional, camino hacia el altar, se puedo el anillo y lanzó el ramo.

En la boda se veían adornos que decían esposa soltera, pero lo más curioso es que realizó la ceremonia de arena, un ritual donde se mezclan distintas clases de arena simbolizando la unión y el amor eterno entre recién casados.

VIDEO

En esta boda Laura lo hizo con su madre, esta boda no tiene peso legal pero sí un un gran valor simbólico, según la novia para demostrar que si tiene amor propio.

Fuente: Sucesos.com.gt