En el kilómetro 177 de la carretera al atlántico los migrantes querían pasar, pero el ejército usó la fuerza para detenerlos.

Las fuerzas militares utilizan palos y bombas lacrimógenas para que los migrantes no puedan cruzar la frontera.

En las imágenes se puede observar cómo un integrante del ejército le pega en la cabeza al migrante hondureño.

“Nosotros vamos caminando pacíficamente y ustedes nos obstruyen el paso” claman migrantes al ejército de Guatemala.

VIDEO

El batallón del ejercito forma filas en medio de la carretera para que ningún migrante pueda cruzar.

También se puede observar cómo el ejército marcha hacia donde están los migrantes para que puedan regresar.

Fuente: Sucesos.com.gt